Original Verse:
Proverbios Chapter 8 Verse 14 Conmigo está el consejo y el buen juicio; Yo soy la inteligencia; mío es el poder.

Reference Verses:
Eclesiastés Chapter 7 Verse 19La sabiduría fortalece al sabio más que diez poderosos que haya en una ciudad.
Proverbios Chapter 24 Verse 5 El hombre sabio es fuerte, Y de pujante vigor el hombre docto.
Proverbios Chapter 2 Verse 6 Porque Jehová da la sabiduría, Y de su boca viene el conocimiento y la inteligencia.
Isaias Chapter 40 Verse 14 ¿A quién pidió consejo para ser avisado? ¿Quién le enseñó el camino del juicio, o le enseñó ciencia, o le mostró la senda de la prudencia?
Romanos Chapter 11 Verse 33¡Oh profundidad de las riquezas de la sabiduría y de la ciencia de Dios! ¡Cuán insondables son sus juicios, e inescrutables sus caminos!
1ro Corintios Chapter 1 Verse 24mas para los llamados, así judíos como griegos, Cristo poder de Dios, y sabiduría de Dios.
Colosenses Chapter 2 Verse 3en quien están escondidos todos los tesoros de la sabiduría y del conocimiento.
Romanos Chapter 1 Verse 22Profesando ser sabios, se hicieron necios,
Isaias Chapter 9 Verse 6Porque un niño nos es nacido, hijo nos es dado, y el principado sobre su hombro; y se llamará su nombre Admirable, Consejero, Dios Fuerte, Padre Eterno, Príncipe de Paz.
Juan Chapter 1 Verse 9Aquella luz verdadera, que alumbra a todo hombre, venía a este mundo.
Romanos Chapter 11 Verse 34Porque ¿quién entendió la mente del Señor? ¿O quién fue su consejero?
1ro Corintios Chapter 1 Verse 30Mas por él estáis vosotros en Cristo Jesús, el cual nos ha sido hecho por Dios sabiduría, justificación, santificación y redención;
Proverbios Chapter 2 Verse 7 El provee de sana sabiduría a los rectos; Es escudo a los que caminan rectamente.
Eclesiastés Chapter 9 Verse 16-18 [16] Entonces dije yo: Mejor es la sabiduría que la fuerza, aunque la ciencia del pobre sea menospreciada, y no sean escuchadas sus palabras. [17] Las palabras del sabio escuchadas en quietud, son mejores que el clamor del señor entre los necios. [18] Mejor es la sabiduría que las armas de guerra; pero un pecador destruye mucho bien.