Original Verse:
Eclesiastés Chapter 7 Verse 4El corazón de los sabios está en la casa del luto; mas el corazón de los insensatos, en la casa en que hay alegría.

Reference Verses:
Jeremías Chapter 51 Verse 57Y embriagaré a sus príncipes y a sus sabios, a sus capitanes, a sus nobles y a sus fuertes; y dormirán sueño eterno y no despertarán, dice el Rey, cuyo nombre es Jehová de los ejércitos.
1ra Samuel Chapter 25 Verse 36Y Abigail volvió a Nabal, y he aquí que él tenía banquete en su casa como banquete de rey; y el corazón de Nabal estaba alegre, y estaba completamente ebrio, por lo cual ella no le declaró cosa alguna hasta el día siguiente.
Jeremías Chapter 51 Verse 39En medio de su calor les pondré banquetes, y haré que se embriaguen, para que se alegren, y duerman eterno sueño y no despierten, dice Jehová.
Nehemías Chapter 2 Verse 2-5 [2] me dijo el rey: ¿Por qué está triste tu rostro? pues no estás enfermo. No es esto sino quebranto de corazón. Entonces temí en gran manera. [3] Y dije al rey: Para siempre viva el rey. ¿Cómo no estará triste mi rostro, cuando la ciudad, casa de los sepulcros de mis padres, está desierta, y sus puertas consumidas por el fuego? [4] Me dijo el rey: ¿Qué cosa pides? Entonces oré al Dios de los cielos, [5] y dije al rey: Si le place al rey, y tu siervo ha hallado gracia delante de ti, envíame a Judá, a la ciudad de los sepulcros de mis padres, y la reedificaré.
Isaias Chapter 53 Verse 3Despreciado y desechado entre los hombres, varón de dolores, experimentado en quebranto; y como que escondimos de él el rostro, fue menospreciado, y no lo estimamos.
Isaias Chapter 53 Verse 4Ciertamente llevó él nuestras enfermedades, y sufrió nuestros dolores; y nosotros le tuvimos por azotado, por herido de Dios y abatido.
Mateo Chapter 8 Verse 14-16 [14] Vino Jesús a casa de Pedro, y vio a la suegra de éste postrada en cama, con fiebre. [15] Y tocó su mano, y la fiebre la dejó; y ella se levantó, y les servía. [16] Y cuando llegó la noche, trajeron a él muchos endemoniados; y con la palabra echó fuera a los demonios, y sanó a todos los enfermos;
Marcos Chapter 5 Verse 38-43 [38] Y vino a casa del principal de la sinagoga, y vio el alboroto y a los que lloraban y lamentaban mucho. [39] Y entrando, les dijo: ¿Por qué alborotáis y lloráis? La niña no está muerta, sino duerme. [40] Y se burlaban de él. Mas él, echando fuera a todos, tomó al padre y a la madre de la niña, y a los que estaban con él, y entró donde estaba la niña. [41] Y tomando la mano de la niña, le dijo: Talita cumi; que traducido es: Niña, a ti te digo, levántate. [42] Y luego la niña se levantó y andaba, pues tenía doce años. Y se espantaron grandemente. [43] Pero él les mandó mucho que nadie lo supiese, y dijo que se le diese de comer.
Lucas Chapter 7 Verse 12Cuando llegó cerca de la puerta de la ciudad, he aquí que llevaban a enterrar a un difunto, hijo único de su madre, la cual era viuda; y había con ella mucha gente de la ciudad.
Lucas Chapter 7 Verse 13Y cuando el Señor la vio, se compadeció de ella, y le dijo: No llores.
Juan Chapter 11 Verse 31-35 [31] Entonces los judíos que estaban en casa con ella y la consolaban, cuando vieron que María se había levantado de prisa y había salido, la siguieron, diciendo: Va al sepulcro a llorar allí. [32] María, cuando llegó a donde estaba Jesús, al verle, se postró a sus pies, diciéndole: Señor, si hubieses estado aquí, no habría muerto mi hermano. [33] Jesús entonces, al verla llorando, y a los judíos que la acompañaban, también llorando, se estremeció en espíritu y se conmovió, [34] y dijo: ¿Dónde le pusisteis? Le dijeron: Señor, ven y ve. [35] Jesús lloró.
1ra Samuel Chapter 30 Verse 16Lo llevó, pues; y he aquí que estaban desparramados sobre toda aquella tierra, comiendo y bebiendo y haciendo fiesta, por todo aquel gran botín que habían tomado de la tierra de los filisteos y de la tierra de Judá.
2da Samuel Chapter 13 Verse 28Y Absalón había dado orden a sus criados, diciendo: Os ruego que miréis cuando el corazón de Amnón esté alegre por el vino; y al decir yo: Herid a Amnón, entonces matadle, y no temáis, pues yo os lo he mandado. Esforzaos, pues, y sed valientes.
1ra Reyes Chapter 20 Verse 16Y salieron a mediodía. Y estaba Ben-adad bebiendo y embriagándose en las tiendas, él y los reyes, los treinta y dos reyes que habían venido en su ayuda.
Isaias Chapter 21 Verse 4Se pasmó mi corazón, el horror me ha intimidado; la noche de mi deseo se me volvió en espanto.
Daniel Chapter 5 Verse 1-4 [1] El rey Belsasar hizo un gran banquete a mil de sus príncipes, y en presencia de los mil bebía vino. [2] Belsasar, con el gusto del vino, mandó que trajesen los vasos de oro y de plata que Nabucodonosor su padre había traído del templo de Jerusalén, para que bebiesen en ellos el rey y sus grandes, sus mujeres y sus concubinas. [3] Entonces fueron traídos los vasos de oro que habían traído del templo de la casa de Dios que estaba en Jerusalén, y bebieron en ellos el rey y sus príncipes, sus mujeres y sus concubinas. [4] Bebieron vino, y alabaron a los dioses de oro y de plata, de bronce, de hierro, de madera y de piedra.
Daniel Chapter 5 Verse 30La misma noche fue muerto Belsasar rey de los caldeos.
Oseas Chapter 7 Verse 5En el día de nuestro rey los príncipes lo hicieron enfermar con copas de vino; extendió su mano con los escarnecedores.
Nahúm Chapter 1 Verse 10Aunque sean como espinos entretejidos, y estén empapados en su embriaguez, serán consumidos como hojarasca completamente seca.
Marcos Chapter 6 Verse 21-29 [21] Pero venido un día oportuno, en que Herodes, en la fiesta de su cumpleaños, daba una cena a sus príncipes y tribunos y a los principales de Galilea, [22] entrando la hija de Herodías, danzó, y agradó a Herodes y a los que estaban con él a la mesa; y el rey dijo a la muchacha: Pídeme lo que quieras, y yo te lo daré. [23] Y le juró: Todo lo que me pidas te daré, hasta la mitad de mi reino. [24] Saliendo ella, dijo a su madre: ¿Qué pediré? Y ella le dijo: La cabeza de Juan el Bautista. [25] Entonces ella entró prontamente al rey, y pidió diciendo: Quiero que ahora mismo me des en un plato la cabeza de Juan el Bautista. [26] Y el rey se entristeció mucho; pero a causa del juramento, y de los que estaban con él a la mesa, no quiso desecharla. [27] Y en seguida el rey, enviando a uno de la guardia, mandó que fuese traída la cabeza de Juan. [28] El guarda fue, le decapitó en la cárcel, y trajo su cabeza en un plato y la dio a la muchacha, y la muchacha la dio a su madre. [29] Cuando oyeron esto sus discípulos, vinieron y tomaron su cuerpo, y lo pusieron en un sepulcro.