Original Verse:
1ra Juan Chapter 2 Verse 23Todo aquel que niega al Hijo, tampoco tiene al Padre. El que confiesa al Hijo, tiene también al Padre.

Reference Verses:
1ra Juan Chapter 2 Verse 22¿Quién es el mentiroso, sino el que niega que Jesús es el Cristo? Este es anticristo, el que niega al Padre y al Hijo.
1ra Juan Chapter 4 Verse 15Todo aquel que confiese que Jesús es el Hijo de Dios, Dios permanece en él, y él en Dios.
Mateo Chapter 11 Verse 27 Todas las cosas me fueron entregadas por mi Padre; y nadie conoce al Hijo, sino el Padre, ni al Padre conoce alguno, sino el Hijo, y aquel a quien el Hijo lo quiera revelar.
Lucas Chapter 10 Verse 22 Todas las cosas me fueron entregadas por mi Padre; y nadie conoce quién es el Hijo sino el Padre; ni quién es el Padre, sino el Hijo, y aquel a quien el Hijo lo quiera revelar.
Juan Chapter 8 Verse 19Ellos le dijeron: ¿Dónde está tu Padre? Respondió Jesús: Ni a mí me conocéis, ni a mi Padre; si a mí me conocieseis, también a mi Padre conoceríais.
Juan Chapter 14 Verse 9Jesús le dijo: ¿Tanto tiempo hace que estoy con vosotros, y no me has conocido, Felipe? El que me ha visto a mí, ha visto al Padre; ¿cómo, pues, dices tú: Muéstranos el Padre?
Juan Chapter 10 Verse 30 Yo y el Padre uno somos.
Juan Chapter 14 Verse 10 ¿No crees que yo soy en el Padre, y el Padre en mí? Las palabras que yo os hablo, no las hablo por mi propia cuenta, sino que el Padre que mora en mí, él hace las obras.
Juan Chapter 5 Verse 23 para que todos honren al Hijo como honran al Padre. El que no honra al Hijo, no honra al Padre que le envió.
Lucas Chapter 12 Verse 9 mas el que me negare delante de los hombres, será negado delante de los ángeles de Dios.
Juan Chapter 15 Verse 23 El que me aborrece a mí, también a mi Padre aborrece.
Juan Chapter 15 Verse 24 Si yo no hubiese hecho entre ellos obras que ningún otro ha hecho, no tendrían pecado; pero ahora han visto y han aborrecido a mí y a mi Padre.
2da Juan Chapter 1 Verse 9-11 [9] Cualquiera que se extravía, y no persevera en la doctrina de Cristo, no tiene a Dios; el que persevera en la doctrina de Cristo, ése sí tiene al Padre y al Hijo. [10] Si alguno viene a vosotros, y no trae esta doctrina, no lo recibáis en casa, ni le digáis: ¡Bienvenido! [11] Porque el que le dice: ¡Bienvenido! participa en sus malas obras.